¿Cristianos Ejemplares o Espantapájaros?
(Ilustración: Mostrar un espantapájaros)
Introducción: Muchos pastores, líderes, iglesias y denominaciones empleamos e inventamos recursos, métodos, estrategias para alcanzar a muchos para el reino de los cielos. Se realizan grandes esfuerzos. Pero pareciera que estos métodos no sirven o no resultan. ¿En donde esta entonces el problema o falla, que es lo ...

que esta pasando?


1. Los Métodos, Estrategias y Recursos: Muchas iglesias invierten mucho dinero en invitar predicadores, cantantes, grupos musicales y hasta realizan comidas, eventos de payasitos para atraer a los niños y a familias. Se ayuda a la comunidad con comida, ropa, estudios para aprender un arte para trabajar, aprender un nuevo idioma, etc. Todas estas estrategias son buenas y pudiesen haber dado grandes resultados; pero no se ha logrado gran cosa para engrandecer el reino de Dios.


2. ¿Que esta pasando? ¿Porque no se logran los Objetivos?:. En la Biblia podemos lograr varias respuestas diferentes a este problema (Josué 7:1-11) En este caso alguien había pecado (Anatema: robar); pero todo el pueblo estaba pagando las consecuencias. También puede ser tener en poco la palabra de Dios (2da Samuel 12:1-11, Malaquías 2:8-10). Jesús señalo otra causa: ser piedra de tropiezos (Mat. 18:6-8, 23:13, Lucas 17:1-4). Pablo también recomendó no ser piedra de tropiezo (Romanos.14:12-13, 16:16-20). Allí esta definitivamente el problema en las piedras de tropiezos que no dejan que nadie entre al reino de Dios, ni tampoco ellos mismos han entrado al reino de los cielos. (Espantapájaros)


3. ¿Cual es la solución? El mismo Apóstol Pablo recomienda en primer lugar a no ser piedra de tropiezos de nadie (1ra Corintios. 10:31-33). Segundo, cambiar por ser buen ejemplo de los demás (1ra Corintios.11:1, 2da Tes. 3:6-15). El Testimonio de los Jóvenes (1ra Timoteo 4:11-12) El Ejemplo de los Ancianos y ancianas (Tito 2:1-15). Y el ejemplo de todos (Juan 13:12-17). Aprender a servir a los demás y no esperar a ser servidos.


Conclusión: De nada valen estrategias, lindos planes, cambiar la directiva, evangelizar con la voz sin tener buen testimonio, seguir actuando mal en la casa, en la calle, en la escuela o en el trabajo y hasta en la misma iglesia. Nadie creerá o se acercara al reino de  Dios, seremos como espantapájaros, piedras de tropiezos, que no entramos en el reino de Dios. Ni dejamos que nadie entre. La solución no es retirarse, ni irse de la iglesia, para no ser piedra de tropiezo a nadie. La solución es cambiar, mejorar y corregir en donde le estamos fallando a Dios y al prójimo. ¿Cual será tu decisión? (Colosenses. 3:1-17)